Alfonso García Miguel estudió Biblioteconomía y Documentación en la Universidad de Salamanca en la antigua Escuela Universitaria de Biblioteconomía y Documentación que entró en funcionamiento en 1987.

Eligió su carrera un poco “a ciegas”, pensando que le permitiría trabajar en archivos o museos ya que siempre le ha interesado la historia, buscando siempre un tipo de trabajo más práctico.

Al comenzar la universidad le sorprendió lo práctico y novedoso que era la carrera, ya que todo lo que impartían era nuevo en el ámbito de la gestión de la información y el manejo de datos.

La carrera le enseño a mantenerse al día, ya que el mundo de la información se encuentra en un cambio constante. Ha evolucionado hasta tal punto que existe un exceso de información “Demasiada información mata la información” nos explica Alfonso García. Hoy en día es muy importante hacer una criba de información para poder ofrecer un material verídico. Antes la prioridad era buscar la información relevante, ahora se trata de seleccionarla.

Lleva 12 años viviendo en Bruselas, es una ciudad muy cómoda, en la que es muy fácil integrarse por la internacionalidad de la que consta. Vuelve a Salamanca con bastante frecuencia, recuerda con especial cariño las fiestas de la facultad y la relación tan estrecha con sus profesores y compañeros.

Hazte de Alumni Ventajas de Alumni